Icono Ruta del vino

Rutas de la Viña y el Vino

En Gordoncillo existen señalizadas dos rutas de senderismo y cicloturismo relacionadas directamente con el viñedo, pues permiten recorrer las 205 hectáreas de viñedos propiedad de Gordonzello, SA.

Hay una ruta larga, de 10,4 kilómetros, que recorre las 8 parcelas distintas de viñas con sus diferentes variedades cultivadas: tempanillo, mencía, verdejo, albarín y prieto picudo. En cada parcela aparecen carteles explicativos. Esta ruta arranca en el Centro de Interpretación de la Viña y el Vino, en la zona de bodegas de La Vita. Nos dirige hacia las esculturas Nuevos Frutos y La Vendimiadora, pasando por detrás de ésta. Seguimos el camino y a 1,5 Km del origen llegamos al viñedo de El Jano que se prolonga 700 metros, encontrando entonces el pago La Viuda que circundamos parcialmente hasta llegar al término de Fuentes de Carbajal, del que recorremos algo más de 1,2 Km para volver a entrar al de Gordoncillo en dirección a la fuente de Las Fontanas, lugar bien aconsejable para hacer un descanso. A menos de 500 metros de allí alcanzamos un pico de la parcela El Cervato. La ruta nos lleva a partir de entonces por una zona cerealista donde con suerte encontraremos a las huidizas avutardas. Cruzando con precaución la carretera, a poca distancia volvemos a encontrar viñedo, el cual nos acompañará hasta el final del recorrido, con una recta de 2,6 Km completamente entre cepas. Inicialmente El Pichón y a partir de él dos pagos a ambos lados del camino, primero Casa Mazo (a nuestra izquierda) y Costana (a la derecha), luego Calabazanos (derecha) y El Hoyo (izquierda) con el que llegaremos hasta la bodega actual Gordonzello SA situada en el alto de Santa Marina.
La ruta corta, de 7,1 kilómetros, es similar a la anterior con la salvedad de no recorrer El Jano y La Viuda, dirigiéndonos directamente a Las Fontanas para desde allí seguir el mismo itinerario ya descrito. Ambas rutas son ideales para realizar a pié (2 horas en el trayecto más largo; 90 minutos el corto) o en bicicleta (30 o 20 minutos en cada caso), aunque siendo caminos rurales se pueden circular también en automóvil, motocicleta o a caballo. Se recomienda realizar la ruta entre los meses de mayo y octubre, aunque en cualquier época disfrutaremos de paisajes cambiantes y puede que encontremos trabajadores realizando las muy diversas labores y cuidados que requieren las viñas.

0km
Ruta Larga
0km
Ruta Corta
0
Rutas de senderismo y cicloturismo por viñedos
Icono Fuentes

Rutas de las Fuentes

Siete fuentes naturales posee el término municipal de Gordoncillo: Retuerta, Las Fontanas, Valdelobos, La Villa, La Mora, Tío Barreñones y Segis Riol.
Fueron rescatadas del olvido en el año 1994 y gracias a ello hoy podemos disfrutar de agua cristalina y pura, complementado con una tranquila merienda en los espacios habilitados junto a ellas. Andando o en bicicleta, podemos disfrutar de estupendos paseos hasta las fuentes, con paisajes cambiantes como el de la campiña cerealista o la frondosa ribera del río Cea, sin olvidarnos de los viñedos. No hay un único trayecto, sino que son tres rutas diferentes:

Icono gota de agua

Las Fontanas y Retuerta

5 Km de ida en dirección norte, partiendo del parque de La Vendimiadora (unos 60 minutos a pié).
A 2 Km está Las Fontanas, situada a la derecha del arroyo El Reguero, en el camino hacia Fuentes de Carbajal. Se caracteriza por los grandes sauces que dan sombra al merendero. No es raro encontrar avutardas en sus inmediaciones.
Cruzando el arroyo, siguiendo el camino Los Barriales en dirección norte que lleva hacia Valdemora, encontramos la fuente de Retuerta. Su nombre alude al antiguo despoblado cuya iglesia desapareció no hace más de un siglo. Esta fuente abastecía de agua potable a aquella aldea. Hay camino de vuelta directo a Gordoncillo, sin pasar por Las Fontanas, ahorrando unos 400 metros.

0km
Distancia
0min.
A pie
Icono gota de agua

Valdelobos

2,2 Km de ida, desde el jardín situado en la calle San Roque (unos 30 minutos a pié). Iremos por el camino llamado Carro Albires, pasando el arroyo de Valdejunco. Así llegamos hasta la fuente de Valdelobos, de aguas siempre abundantes, que se encuentra en el límite y confluencia de los términos municipales de Gordoncillo, Castilfalé y Mayorga.

0km
Distancia
0min.
A pie
Icono gota de agua

Fuentes del Cea y Los Tesos

4 Km de ida, desde el parque de La Vega de Uso (unos 50 minutos a pié).
Esta ruta nos llevará hasta cuatro fuentes, llamadas Segis Riol, Tío Barreñones, La Mora y La Villa. Desde La Vega de Uso seguimos el camino paralelo al arroyo El Reguero, por el que dejaremos atrás la depuradora ecológica, a 300 metros del comienzo. A 2 Km exactos cruzamos el río Cea por un pequeño puente de hormigón. Tras una chopera, vislumbramos una terraza natural en cuya falda manan las fuentes. Avanzamos hasta que el camino se bifurca (a 2,4 Km del inicio), y hacia la derecha a 160 metros tendremos la primera fuente, Segis Riol, algo oculta entre los árboles. Volvemos a la bifurcación y de inmediato encontramos la fuente Tío Barreñones, un poco apartada del camino. Siguiendo el trazado paralelo a Los Tesos llegaremos a las dos fuentes restantes, primero La Mora, a unos 500 metros de la anterior, y más adelante, cuando el camino hace una curva y empieza a subir, en un erial encontramos la fuente de La Villa, antes de llegar al paraje de La Berraca.

0km
Distancia
0min.
A pie
Icono palomar

Ruta de los Palomares Tradicionales

La cría de pichones, importante recurso para las familias de antaño, generó unos edificios singulares que hoy día son una de las principales señas de identidad de la comarca Tierra de Campos: los palomares.
Ejemplos de la arquitectura tradicional de la zona, cuentan que en Gordoncillo llegó a haber hasta 25 palomares hace un siglo. Actualmente quedan buenos ejemplos, unos siete palomares de distinta tipología por su diversa configuración, ya que los hay con plantas cuadrangulares o cilíndricas, totalmente cubiertos o con patio interior.

El visitante que desee conocer los palomares de Gordoncillo, los tiene señalizados en los puntos de información turística dónde y, por si tiene dudas puede acudir a la Oficina de Turismo donde le ayudarán a localizarlos.
Los palomares más destacados de Gordoncillo son los siguientes:
• El cuadrangular con aguas hacia afuera en escalón, situado cerca del camino Carro Albires, a pocos metros del final de la calle San Roque.
• El circular con aguas hacia adentro, ubicado en la zona de Las Callejas.
• El cuadrado con aguas hacia un patio interior, localizado en la calle El Campanario, subiendo hacia el depósito de aguas.

0 palomares
Icono Esculturas

Ruta de las Esculturas

Si algo sorprende al visitante que llega sin referencias previas a Gordoncillo son las numerosas esculturas públicas que engalanan la villa, algunas de dimensiones muy destacables. Para conocerlas proponemos el siguiente recorrido, con un total de apenas 1,5 Km: Toro Frutos-El Descarado (MIHACALE), La Señora de la Vid (junto a la Ermita del Cristo), San Roque (parque homónimo), La Semilla (Plaza Mayor), Nuevos Frutos (zona de La Vita) y La Vendimiadora (parque homónimo).

  • Toro Frutos-El Descarado: es una gran escultura de hierro repujado y soldado, con un peso de 300 Kg y 3 metros de longitud. Se trata de una obra del ecuatoriano Cosme Paredes, realizada en 2014 y que ese mismo año vino a la exposición inaugural del MIHACALE gracias al departamento de arte de la Diputación de León. La silueta de El Descarado, nombre original del toro, se adaptó perfectamente al patio del museo, en volumen y gamas cromáticas. Gustó tanto que el Ayuntamiento finalmente decidió adquirirlo. Le añadimos el nombre de Frutos, en recuerdo al gran macho semental que tenía la cuadra bovina emplazada en ese mismo lugar durante la década de 1970, tras el cierre de la harinera.
  • La Señora de la Vid: una gigantesca obra de 4 metros de altura y 3 toneladas de peso dejó en Gordoncillo el escultor Reinaldo Alfonso Barragán. Trabajó durante ocho meses el mármol gris de Portugal y consiguió dar forma a una mujer y un racimo de uvas, fundidas en un todo. La amadrinó la escritora Ana María Matute el 30 de junio de 2001, fecha en la que también se celebró el hermanamiento de Gordoncillo con el municipio colombiano de San Gil, patria chica del escultor. Esta obra preside la entrada oeste de la villa.
  • San Roque: monumento inaugurado el 16 de agosto de 1997, fue esculpido en piedra de Villamayor (Salamanca) por la Escuela Taller de Toro (Zamora), ante un encargo del Ayuntamiento de Gordoncillo. Lo sufragaron los vecinos del barrio y el municipio en general, para recordar el emplazamiento de una ermita dedicada a San Roque, que se representa como peregrino acompañado de su inseparable perro.
  • La Semilla: entre las fachadas del Ayuntamiento y la Iglesia de San Juan Degollado se sitúa esta obra esculpida sobre mármol rosa de Portugal por el colombiano Luis Hernando Rivera en el año 1997, en el marco del proyecto cultural Artecampos. Su simbolismo es muy importante, ya que representa la esperanza ante el futuro por medio de la germinación, coincidiendo su creación con la recuperación de la viticultura en Gordoncillo.
  • Nuevos Frutos: dentro del mismo proyecto y con idéntico espíritu ilusionante surgió también esta escultura relacionada con el tema del vino, obra del también colombiano Reinaldo Alfonso Barragán; cinceló en este caso una botella invertida y uvas sobre mármol rosa de Portugal en el año 1998, ubicándose junto a las bodegas-cueva de La Vita en una de las entradas de la villa.
  • La Vendimiadora: a pocos metros de distancia otea el horizonte del viñedo una gran figura, obra del artista Jesús Trapote en 2008 e inaugurada el 9 de mayo de 2009, modelada primero en barro y luego fundida en bronce. Es el homenaje a las mujeres que trabajan en el viñedo, representación que queda evidente en el racimo de uvas recién cortado que sujeta con una de las manos esta gran fémina erguida y que descansa un instante de la dura tarea, evitando que los rayos del sol impidan su mirada lejana. Sus amplios volúmenes simbolizan maternidad, arraigo a la tierra y fortaleza. Sus tres metros de altura, que se alzan sobre otros dos metros en un montículo de césped, unida a su estratégica orientación en el paisaje, la convierten en todo un emblema.
0 km
Distancia
0
Esculturas
Icono Murales

Ruta de los Murales

El artista Manuel Sierra regaló en 1996 a la villa de Gordoncillo cuatro pinturas que plasmó sobre muros de distintos emplazamientos, los cuales decoran desde entonces su callejero.

  • Mural 1: Al comienzo de la calle Real, junto a la fábrica de harinas, Manuel Sierra pintó una sugestiva ventana abierta al campo, con una paloma en vuelo como protagonista.
  • Mural 2: En la misma calle Real, unos números más adelante, la paloma de Sierra aparece posada en un árbol que muestra los primeros brotes de la primavera. Y muy cerca de aquí hay otros dos murales.
  • Mural 3: En el cruce de la calle Real con la calle El Pósito nuevamente Manuel Sierra pinta una ventana abierta hacia el paisaje agrícola y una paloma, aquí en reposo sobre el alféizar.
  • Mural 4: En la confluencia de las calles El Pósito y El Calvario, vuelve a aparecer la misma temática de Sierra. En primer término, la mesa de un hogar cualquiera con los alimentos clásicos de la zona: el vino y el queso.
  • Mural 5: En la calle La Espada en el año 2008 se pintó un mural colectivo de temática paisajista, con la campiña de Gordoncillo y la reina de la estepa de Tierra de Campos, la avutarda.
  • Mural 6: En la calle Real hay otro mural colectivo, pintado en este caso en el año 2013. Dos coloristas pájaros en gran tamaño son los que centran este trabajo.
0
Murales
Icono pájaro

Rutas ornitológicas

El entorno natural de Gordoncillo, con sus campiñas cerealistas, sus bosques en la ribera del río Cea y sus pequeños humedales, nos ofrece la posibilidad de observar numerosas aves, hasta unas cuarenta especies dependiendo de las épocas del año.
Destacan, entre las aves acuáticas, el ánsar común, diversos tipos de ánades (azulón, rabudo o silbón), la cuchara común, el aguilucho lagunero, la garza real y la grulla.
Sobresalen las aves esteparias como la avutarda, el sisón, el alcaraván, varios tipos de aguiluchos y milanos, el búho, la ganga, el mochuelo, la alondra, la cogujada, el esmerejón, la collalba, la totovía, la terrera y la calandria. Gordoncillo pertenece a la ZEPA Oteros-Campos, uno de los territorios con mayor concentración de avutardas de Europa. También la protege la Red Natura 2000, ya que está en serio peligro de extinción.
Y dentro del pueblo o en los palomares tienen su hogar aves urbanas como la cigüeña, la paloma bravía, el estornino, la tórtola, la lechuza, el cernícalo primilla, la golondrina, el colirrojo tizón, la abubilla, el pardal, el avión, la grajilla y el vencejo.
No olvidemos tampoco pájaros tan bellos como el jilguero, el verderón o el abejaruco. Los abejarucos anidan cerca del parque de La Vendimiadora y en el paraje de La Berraca, destacando por su espectacular colorido.

0
Especies